Especulación con dominios

Dominio muu @ vaca.vaca

Introducción

Los dominios de Internet (las direcciones de las webs como dondado.es) terminan siempre en un TLD,  el sufijo de una dirección web*, hasta ahora les ha habido fundamentalmente de dos tipos: los genéricos (.com .net .org) y los territoriales, que se asignan por cada país (.es de España , .fr de Francia  .it de Italia…). Estos TLD’s los asigna el ICAAN un organismo independiente que los libera con cuentagotas. Las entidades que se hacían cargo de la gestión de cada TLD tienen que tener un cierto prestigio o ser organismos oficiales, en España, el encargdo de gestionar los dominios .es NIC.es.dependiente del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

La noticia

Una de las noticias de esta semana es que el ICAAN ha decidido permitir que se creen TLD’s al gusto, así es muy posible que dentro de poco tengamos sitios como: gmail.google, reader.google ibiza.seat leon.seat … es decir, una empresa podría comprar su propio TLD y publicar su web bajo él. El coste de asumir uno de estos TLD’s (Vanity TLD’s) va a ser muy alto, se habla de 100.000$ por cada uno, así que sólo grandes empresas se podrán permitir ese caprichito

Inconvenientes: pues quizá un poco de dispersión ahora que ya estamos todos acostumbrados a entrar a los .com los .es aunque en realidad creo que los accesos por dominio, escribiendo la URL completa, están en vías de extinción, ya que casi todo el mundo accede a las webs desde buscadores o escribiendo sólo parte del nombre en la barra de direcciones del navegador y dejando que sea este quien se encargue de consultar a un buscador y nos rediriga a la página a la que queremos acceder.

.Ventajas.: principalmente el branding (la construcción de marca) para aquellas empresas que se apunten, tener tu propio TLD demostrará que se trata de una empresa “con poderío”; además les permitirá tener mejor organizadas su estructura de web, sin tener que dispersar contenidos entre los .com .net dominios locales (.es)…

Los domainers

Los domainers son aquellos que se dedican a comprar dominios para después intentar venderlos a mejor precio, en términos económicos son los especuladores. Aquí hago un inciso personal, la especulación me parece uno de los males del sistema económico capitalista, un mal necesario porque es muy difícil hilar fino entre quienes se dedican a comprar–>mejorar–>vender y quienes sólo buscan hacer de intermediarios sin aportar nada a la cadena de valor. Los domainers en ese sentido son especuladores puros ya que un dominio no existe antes de que alguien lo compre, por lo que en general lo que hacen es simple y llanamente comprar con la esperanza de que después alguien quiera recomprar a mejor precio.

La forma más habitual en que trabajan es comprar un dominio, mantenerlo en parking (webs cuyo único contenido es subastar el propio dominio) e intentar venderlo, vencido el plazo por el que lo compraron, si no han conseguido venderlo, comprobarán si alguien se ha interesado por él para renovarle con la esperanza de que esta vez sí que compre. Un ejemplo lo podéis ver en dondado.com, ante la posibilidad (y acertaron) de que yo quisiese comprarlo, se me adelantaron y lo pusieron en parking, ahora están esperando a que yo (que esperen sentados) u otra persona quiera comprarlo, posiblemente por el doble o el triple que les costó.

Algunos domainers al menos si intentan crear un poco de valor, dotándole de algo de contenido y posicionándolo levemente en buscadores, no es gran cosa pero al menos en esos casos ha habido algo de esfuerzo por mejorar el producto.

Los dominios en general son muy baratos ‘de salida’, un .com se puede comprar por menos de 10$ por lo que la inversión inicial de los domainers es baja y aunque el riesgo que asumen por que nadie lo quiera comprar es alto, con una sola venta amortizan de golpe varias compras; hay dominios que se llegan a comprar por varios miles de dólares e incluso millones (pizza.com se vendió por 2millones). Incluso existen fondos de inversión que se dedican a invertir en ese mercado.

La aparición de los Vanity TLD’s va a aumentar enormemente la cantidad de dominios disponibles lo que obligatoriamente hará bajar el precio, en términos inmobiliarios que es algo que tenemos muy fresco en España, sería el equivalente a liberalizar todo el suelo, el precio del metro cuadrado caería rápidamente por la ley de la oferta y la demanda. por supuesto que los domainers opinan justamente lo contrario, que esto va a ser un caos, que la gente se va a liar con tantas extensiones… vamos, lo que dirían las promotoras inmobiliarias si los ayuntamientos dejasen de chupar del bote y liberasen todo el suelo disponible.

Resumiendo

Cualquier cosa que haga aumentar la oferta de dominios disponibles y dificultar el trabajo negocio de los especuladores de dominios me parece algo positivo. El usuario cada vez va a utilizar menos las URLs en beneficio de los ‘cajetines de búsqueda’ por lo que no notará ningún cambio importante, así que ¡bienvenidos TLD’s genéricos!

* En realidad más que el sufijo es el prefijo ya que las direcciones se leen al revés, de derecha a izquierda, así este blog es .es (de España) dondado (el dominio) y después el subdominio si los hubiese dentro de dondado, así hasta llegar a las dos barras; www (que a estas alturas es algo que deberíamos hacer desaparecer), indica que es una página web.

¿os parece a vosotros que comprar dominios con intención de revenderlos es algo aceptable? ¿preferirías acceder a este u otro blog tecleando http://dondado en lugar de http://dondado.es?

Foto original de PAUL

Anuncios

8 comentarios en “Especulación con dominios

  1. En lo de los cajetines de búsqueda (y la barra de direcciones en el caso de Firefox) tienes razón. Recientemente, yo he empezado a usarlo para sitios de los cuales no recordaba el dominio y viene estupendamente.
    A mí me parece que es liar demasiado al personal con lo de añadir lo que venga en gana a las marcas a su dominio, y por ende darle más poder a Google, por eso de que mucha gente lo utiliza como su entrada a cualquier parte. Además, no creo que se vaya usar mucho excepto por empresas que han nacido en y para la red. Todos asociamos ya que esos dos, tres o como mucho cuatro caracteres tras un punto después de un nombre se refieren a una dirección en Internet. Muchas empresas (grandes y pequeñas) hasta prescinden del http y del wwww. Estoy seguro entonces que si, por decir algo, CocaCola cambia su cocacola.com por, un ejemplo, sabor.cocacola, la gente se va a liar cuando vea la dirección fuera de la web. Sí, es una pequeñez como otra cualquiera, pero seguro que a alguno de marketing ya se le ha ocurrido.
    Eso entre otras cosas. Pero creo que podría resultar beneficioso si se permitiera personalizar el TLD pero con un límite de caracteres, lo que al menos reduciría el lío y ampliaría las posibilidades.
    De todas formas, ante cosas como estas nosotros (los individuales y las pequeñas empresas) seguimos a merced de los domainers. Porque no vamos a pagar por personalizar el TLD con nuestro nombre, ¿verdad? Yo al menos.

  2. Pues el cambio cultural va a ser muy importante, soy escéptico. Supongo que habría una etapa de convivencia entre los dominios tradicionales y los nuevos y algún avispado que cree algún complemento para traducirlos y que se minimice le impacto.

    Saludos,

    JP
    Historias de JP

  3. Los domainers tienen los días contados ya que cada vez existen más formas de acceder a una web sin saber el nombre de dominio exacto.

    Han tenido su época dorada, han especulado y vendido todo lo que han querido…pero creo que con lo que comentas..la apertura de las TLDs se les va a acabar del todo.

    El otro día leía acerca de los nuevos dominios .asia donde también están metiendo la zarpa…

    Serán sus últimos zarpazos? 🙂

  4. Hola,

    Discrepo bastante con tu opinión, lo siento. Sobre la definición de domainers, decirte que no se trata sólo de comprar y vender dominios. La mayoría construye contenido que otros van a poder utilizar, lo rentabilizan haciendo mini-sitios con publicidad, por ejemplo, y también parking.

    Otros tenemos dominios exclusivamente para crear sitios (mi empresa, Sitialia SitiosWeb SL, ha desarrollado este año Colegios.es y Profesorado.org , y estamos trabajando en nuevos desarrollos) y no vendemos, no porque estemos en contra de ello -que es algo perfectamente legítimo, como si alguien decide vender su casa-, sino porque no nos interesa ya que queremos desarrollar nuestros proyectos.

    Creo que los domainers, en general, (y aquí incluyo a también a las empresas que poseen dominios) favorecen el crecimiento de la Red ya que son quienes más contenido crean para que otros lo utilicen

    Un cordial saludo

  5. @isabel Yo discrepo en lo de “la mayoría”, al menos los más llamativos, con los que yo me he encontrado, son así. ya digo en el post que algunos domainers aportan algo (no gran cosa en cualquier caso) cuando digo: “Algunos domainers al menos si intentan crear un poco de valor, dotándole de algo de contenido y posicionándolo levemente en buscadores, no es gran cosa pero al menos en esos casos ha habido algo de esfuerzo por mejorar el producto.” Y las comparaciones que siempre termináis sacando con el mercado inmobiliario… no es lo mismo, quizá legalmente lo sea, pero éticamente no lo es, un dominio no existe antes de que alguien lo compre, una casa sí, una casa se devalúa si no se mantiene, un dominio se vende más caro.
    Lo único malo que le veo a estos nuevos dominios es que, como apunta Ivan Lasso, los pequeños nos vamos a quedar a merced de los domainers porque dejarán de ir a por los grandes.

  6. Bueno, no sé cómo se implementará después pero supongo que se puedan revender, es decir, una empresa compra por 50.000€ el TLD .blog y luego a mi me venden por los 10€ de rigor el dondado.blog; seguro que hay más de 5000 como yo dispuestos a comprarse un dominio .blog si es que se popularizan

  7. Pingback: Como ganar dinero - » La compra-venta de dominos más complicado de lo que parece

Los comentarios están cerrados.